José Arcenio Pérez y José Arsenio Jr, padre e hijo, inmortalizan desde hace más de tres años con sus fotos todos los partidos en casa del club tinerfeño

José Arcenio Pérez y José Arsenio Jr forman la dupla de fotógrafos más conocida de la Acidalio Lorenzo: Arsenio Waterpolo. Sin pertenecer al club, padre e hijo se han hecho un hueco en el corazón del equipo tinerfeño viajando desde Gran Canaria con sus cámaras para inmortalizar todos los partidos en casa, desde que se produjo el ascenso en 2017. La pasión por la fotografía y el combinado chicharrero no tiene límites. “El reconocimiento de la gente es nuestro premio”, reconoce Arcenio, quien los define como “dos locos de la pelota amarilla”.

Con respecto al inicio de esta pasión, todo se orienta al pequeño de esta pareja, así como a una influencia materna. “Yo empecé acompañándolo a las competiciones de natación. Su madre era nadadora y siempre lo inscribió en cursillos”, cuenta el padre. En el momento en el que el pequeño Arsenio se sumó en 2011 al mundo del waterpolo en el infantil del CN Las Palmas, su padre adaptó el que era su hobby a estos deportes. “Siempre digo que él  tiene la mayor parte de culpa de lo que hemos formado. Es el motor de nuestra marca”, afirma.

José Arcenio Pérez y Arsenio Jr en acción durante un partido. Fotos: Arsenio Waterpolo

En este sentido, Arsenio Jr admite que también fue clave su llegada al cadete del CN Metropole en 2014. “En ese año empiezo yo a sacar fotos y mi padre se anima a crear las redes sociales para visibilizar nuestro trabajo”, comenta el joven. Hoy Arsenio Waterpolo tiene perfiles en Facebook, Twitter e Instagram con instantáneas, no solo de encuentros del Echeyde, sino también de campeonatos regionales, nacionales, categorías inferiores, partidos del Metropole y Las Palmas, además de campeonatos de natación y sincronizada.

“Queremos seguir sacando fotos de los partidos, pero con el coronavirus dependemos del permiso de la Federación para acceder a las instalaciones”

A pesar de vivir en la isla vecina, se propusieron en 2017 no fallar a ningún choque en casa del Echeyde. “Lo hemos cumplido porque también somos seguidores y el hecho de tener un conjunto canario en División de Honor lo merece”, asevera esta dupla, que tiene claro su método de trabajo: “Buscamos la perspectiva más impactante. Uno está más pendiente de tiempos muertos, de lo que rodea o banquillos, y el otro en acciones de partido”.

Todos estos años de amor al waterpolo han convertido a Arsenio Waterpolo en una marca reconocida con un fuerte vínculo con el Echeyde. “Los campeonatos de España y la Copa del Rey celebrada en 2018 en Tenerife nos hicieron más conocidos a nivel nacional”, relatan. En el caso de la Copa, pusieron imagen al cartel oficial, por lo que se trata de uno de los grandes recuerdos que guardan en su tarjeta de memoria vital junto al ascenso a División de Honor o el primer gol como profesional del canterano Pablo Díaz.

Con todo, la dupla Arsenio Waterpolo se encuentra atenta a lo que dicte la Federación de cara a la nueva temporada. “Nosotros queremos seguir sacando fotos de los partidos, pero con el coronavirus dependemos de si nos dan permiso para acceder a las instalaciones”, explica el mayor de los Pérez. Además, este año las ganas se multiplican: “nos hace ilusión conocer a Albert Español y vivir de cerca el proyecto ilusionante del Echeyde”.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies